Resolución sobre el cierre de escuelas públicas en Puerto Rico

Resolución de la Quinta Conferencia Conexional de la Iglesia Metodista de Puerto Rico

Carta Gobernador de PR Hon. Alejandro Garcia Padilla -Resolucion sobre el cierre de la Esc Publicas de PR

La quinta Conferencia Conexional de la Iglesia Metodista de Puerto Rico reunida en Arecibo, Puerto Rico los días 4 al 8 de junio de 2014 expresa su profunda preocupación con el anunciado cierre de un número de escuelas públicas por las serias implicaciones que esto tendrá sobre el estudiantado y el personal.

Durante nuestra asamblea se nos compartió información específica de la Escuela María Tejada en el Barrio Arenalejo en Arecibo. Esta escuela tiene un poco más de 150 estudiantes y alrededor de la mitad de dicha población estudiantil participan del programa de educación especial. Esta escuela cuenta con facilidades propias para atender estudiantes con autismo y otras condiciones que requieren educación especial. La matrícula presente es suficiente para que la escuela sea viable, y al mismo tiempo el que la matrícula no sea muy grande provee un ambiente propio y facilita la educación de menores con autismo. Esta escuela cuenta con personal, maestros y asistentes con especialidad en trabajar con la niñez que tiene autismo. Las personas que trabajan como asistentes ofrecen atención individualizada a la población estudiantil con autismo. Esto ha sido de gran beneficio a estas niñas y niños.

El cierre de esta escuela va a perjudicar a estudiantes con autismo. El cambio de ambiente y de los patrones de interacción con los recursos humanos familiares en la población estudiantil con autismo es un detonante para el retroceso de los avances ya alcanzados. No hay justificación alguna para que el gobierno ponga en riesgo a la niñez que tiene la condición de autismo.

Dado que el “Gobierno de Puerto Rico se reafirma en su compromiso de promover el derecho constitucional de toda persona a una educación gratuita que propenda al ‘pleno desarrollo de su personalidad’”; y reconociendo que esa educación se de “en el ambiente menos restrictivo posible, especialmente diseñada de acuerdo a las necesidades individuales de las personas con impedimentos y con todos los servicios relacionados indispensables para su desarrollo, según se establezca en su plan individualizado de servicios” (citas de la ley 51).

Por lo tanto, respetuosamente por la presente le solicitamos al gobernador de Puerto Rico, Hon. Alejandro García Padilla, y al Secretario de Educación, Hon. Rafael Román Meléndez que no se cierre la Escuela María Tejada. También solicitamos que en las medidas de reducción de presupuesto se garantice los derechos y el bienestar de las niñas y niños que requieren ser parte de programas de educación especial.